NÚMERO DE BASTIDOR DEL VEHÍCULO (VIN)
A partir de 1981, todos los vehículos europeos y norteamericanos incorporan un número de bastidor (o VIN) único de 17 caracteres. El número de bastidor tiene muchas aplicaciones importantes, entre ellas revelar datos importantes sobre el historial del vehículo. El número de chasis tiene otros usos importantes. Por ejemplo, los talleres de servicio utilizan el VIN para identificar el motor y los sistemas de transmisión y freno instalados por el fabricante para poder llevar a cabo correctamente el mantenimiento. Las fuerzas de la ley utilizan el número de bastidor para identificar y recuperar vehículos robados y sus piezas. Los fabricantes de automoción utilizan el número de bastidor cuando deciden retirar determinados productos por motivos de seguridad.                         Ubicación del número de bastidor El VIN puede estar ubicado en distintas partes del vehículo, pero la más habitual es sobre el salpicadero (es posible verlo a través del parabrisas) y también en un adhesivo en el montante de la puerta del conductor. En algunos vehículos el VIN también puede estar ubicado sobre el motor, capó y otras piezas. El VIN también puede aparecer en la documentación del vehículo, pólizas de seguro, registros de servicio e informes policiales relativos al vehículo.
Datos del historial del vehículo a partir del número de bastidor Los caracteres que forman el VIN indican el año de fabricación del vehículo, la marca, el modelo, dónde ha sido fabricado y más información. La decodificación del VIN es el proceso que permite descifrar estos detalles.
Matriculación del vehículo Documentación sobre siniestro total o desguace Indicaciones del cuentakilómetros Historial de defectos de fábrica Historial de accidente con pérdida total Daños estructurales/del bastidor Indicadores de accidente, como el despliegue del airbag Datos de servicio y reparación Utilización del vehículo (taxi, alquiler, arrendamiento, etc.) Datos sobre retirada de productos
Uso del número de bastidor en el proceso de compra de un vehículo Especialmente cuando se trata de vehículos de ocasión, hay muchas cosas que el vendedor/importador puede no revelar, como un siniestro total, daños por inundación o manipulación del cuentakilómetros. Estos y otros problemas pueden afectar a la seguridad, el rendimiento e incluso al valor de un vehículo de ocasión. Para que le resulte más difícil averiguar el historial del vehículo, un vendedor malintencionado puede anunciar un vehículo con un VIN incorrecto o puede negarse a proporcionarlo. Los timadores también pueden alterar la documentación del vehículo para ocultar problemas potenciales. Siga estas recomendaciones para protegerse de fraudes al adquirir un vehículo de ocasión:
                                         DONDE LOCALIZARLO Número de chasis bastidor, denominado internacionalmente Vehicle Identification Number (VIN) es una secuencia de dígitos que identifica los vehículos de motor de cualquier tipo, y los remolques a partir de un cierto peso; es un código específico y único para cada unidad fabricada.
SERVICIOS DIRECTOS SERVICIOS DIRECTOS PIEZAS DE REPUESTO Y RECAMBIOS