SUSPENSIÓN
En este apartado aparecen todos los puntos de la suspensión que revisa el inspector de la ITV. Nada más empezar, el coche pasa por el banco de suspensión, allí notaremos unas vibraciones que miden la efectividad de los amortiguadores, si algún amortiguador esta mal estado, se detectará con facilidad. SUSPENSIÓN Y AMORTIGUADORES Son los componentes móviles que absorben los movimientos e irregularidades del suelo ayudando a tener un mejor agarre a la carretera. DEFECTOS LEVES Pérdida de aceite por algún amortiguador siempre que en el banco de suspensión aparezca que este correcto. Falta de guardapolvos o si están rotos. Una hoja de la ballesta rota siempre que queden más hojas en buen estado. DEFECTOS GRAVES Cuando el banco de suspensión marque un mal estado. Falta de los topes de suspensión o si están rotos. Muelles en mal estado o con mala sujeción. Rótulas con holguras. Falta de algún componente, mala sujeción o mal estado. Barra estabilizadora en mal estado o con mala sujeción. Tirantes de suspensión en mal estado o con mala sujeción. Brazos oscilantes “trapecios” en mal estado o con mala sujeción. Ballesta maestra o contramaestra rota o más de una hoja de ballesta Sujeciones, abrazaderas de las ballestas rotas.
SUSPENSIÓN NEUMÁTICA, OLEONEUMÁTICA O HIDRODINÁMICA Sólo hay defectos graves, dando igual el tipo de suspensión. DEFECTOS GRAVES Testigos encendidos que indiquen averías. Toda fuga posible por el circuito de suspensión. CONSEJOS Si tu vehículo ya pasó de los 100.000 km, es mejor revisar los amortiguadores. Las fugas de aceite en los amortiguadores se detectan enseguida, sólo hay que mirar los guardapolvos, si están húmedos y muy sucios lo mas seguro es que existan pérdidas. Si al pasar por una carretera con muchos baches o badenes, escucháis ruidos secos como el típico “cloc” lo más seguro que el problema venga de alguna rótula o silentblock. Con suspensión hidráulica hay que revisar el depósito. En el caso de tener estropeado un amortiguador, es recomendable sustituir la pareja para que tengan la misma eficacia.
El tope de suspensión realiza la función de soportar el peso del vehículo en el caso de que no actúe el amortiguador.
La suspensión por ballestas la suelen llevar equipada los vehículos que soportan cargas pesadas.
Claro ejemplo de un amortiguador en buen estado y otro con una gran perdida de aceite.
Componentes de la suspensión que están expuestos a desgaste. Las rótulas son puntos que revisa el inspector de la ITV en el foso.
SUSPENSIÓN
En este apartado aparecen todos los puntos de la suspensión que revisa el inspector de la ITV. Nada más empezar, el coche pasa por el banco de suspensión, allí notaremos unas vibraciones que miden la efectividad de los amortiguadores, si algún amortiguador esta mal estado, se detectará con facilidad. SUSPENSIÓN Y AMORTIGUADORES Son los componentes móviles que absorben los movimientos e irregularidades del suelo ayudando a tener un mejor agarre a la carretera. DEFECTOS LEVES Pérdida de aceite por algún amortiguador siempre que en el banco de suspensión aparezca que este correcto. Falta de guardapolvos o si están rotos. Una hoja de la ballesta rota siempre que queden más hojas en buen estado. DEFECTOS GRAVES Cuando el banco de suspensión marque un mal estado. Falta de los topes de suspensión o si están rotos. Muelles en mal estado o con mala sujeción. Rótulas con holguras. Falta de algún componente, mala sujeción o mal estado. Barra estabilizadora en mal estado o con mala sujeción. Tirantes de suspensión en mal estado o con mala sujeción. Brazos oscilantes “trapecios” en mal estado o con mala sujeción. Ballesta maestra o contramaestra rota o más de una hoja de ballesta Sujeciones, abrazaderas de las ballestas rotas.
SUSPENSIÓN NEUMÁTICA, OLEONEUMÁTICA O HIDRODINÁMICA Sólo hay defectos graves, dando igual el tipo de suspensión. DEFECTOS GRAVES Testigos encendidos que indiquen averías. Toda fuga posible por el circuito de suspensión. CONSEJOS Si tu vehículo ya pasó de los 100.000 km, es mejor revisar los amortiguadores. Las fugas de aceite en los amortiguadores se detectan enseguida, sólo hay que mirar los guardapolvos, si están húmedos y muy sucios lo mas seguro es que existan pérdidas. Si al pasar por una carretera con muchos baches o badenes, escucháis ruidos secos como el típico “cloc” lo más seguro que el problema venga de alguna rótula o silentblock. Con suspensión hidráulica hay que revisar el depósito. En el caso de tener estropeado un amortiguador, es recomendable sustituir la pareja para que tengan la misma eficacia.
El tope de suspensión realiza la función de soportar el peso del vehículo en el caso de que no actúe el amortiguador.
La suspensión por ballestas la suelen llevar equipada los vehículos que soportan cargas pesadas.
Claro ejemplo de un amortiguador en buen estado y otro con una gran perdida de aceite.
Componentes de la suspensión que están expuestos a desgaste. Las rótulas son puntos que revisa el inspector de la ITV en el foso.